Las plantas invasoras favorece la aparición de plagas

Las plantas invasoras favorece la aparición de plagas

En la Península existen cerca de 80  especies de plantas invasoras. Seguro que ya conoces los problemas de conservación de las especies autóctonas que dan este tipo de plantas que pertenecen a otros ecosistemas, pero que se han adaptado al nuestro sin problema. Pero las consecuencias negativas son para las plantas autóctonas y también la fauna.

Pero no solo afectan a plantas autóctonas y alteran los ecosistemas, sino que también se produce un aumento de las especies y presencia de insectos que pueden afectar a cultivos como la vid o el olivo. Así lo prueba un reciente estudio de la Universidad de Vigo junto con el Museo de Historia Natural de Nueva York. En esta investigación se analiza por vez primera este tipo de  interacciones.

Las plantas invasoras favorece la aparición de plagas

Mimosa y uña de gato, plantas invasoras

En concreto, este estudio se ha aplicado a la zona de Galicia y el norte de Portugal en las que se ha asentado la mimosa (Acacia dealbata) y la uña de gato ( Carpobrotus edulis). Las conclusiones a las que se ha llegado es que ambas especies sirven para hospedar a tres veces más especies herbívoras que las autóctonas, de las cuales aproximadamente la mitad son también especies exóticas.

Hasta ahora los estudios sobre plantas invasoras se centraban en la calidad del suelo  y los efectos en toras plantas y animales. Sin embargo, nunca se había realizado un análisis de la interacción de los insectos con estas plantas invasoras. Se tenía la creencia que al no estar en su ambiente, sus “enemigos” no las perjudicarían, pero no es así.

Como crecen y se expanden tan rápido suponen un alimento tanto para los insectos autóctonos como para los exóticos. Esto puede plantear problemas porque hay una enorme posibilidad de que se incrementen la incidencia y variedad de plagas.

Así en la zona estudiada, los investigadores constataron la presencia de 9 nuevas especies de insectos que se alimentan de las plantas invasoras, así como de otras plantas que pueden hospedar  la bacteria Xylella fastidiosa. Una bacteria que ataca a diversas plantas como vid, almendro, olivo, ciruelo, melocotonero o limonero.

Los principales agentes transmisores de esta bacteria son los insectos que se alimentan del xilema de las plantas. (El xilema es el tejido vegetal leñoso por donde la planta conduce la savia).  Una vez que el insecto se alimente de una planta infectada, adquiere la bacteria que permanece en el insecto. Como consecuencia irá infectando en cada planta que pique para alimentarse.

Es por esto que es vital prestar atención a la evolución de estas plantas, así como un control de plagas que pueden causar. Un claro ejemplo es cómo ha afectado esta bacteria en zonas mediterráneas de España y en Italia con las plantaciones de olivo.


Deja un comentario

Fuminor - Fumigaciones en Bilbao Fuminor - Fumigaciones en Bilbao